Abordaje nutricional de los pacientes con Covid-19 tras la hospitalización

Abordaje nutricional de los pacientes con Covid-19 tras la hospitalización

La Dra. Cristina Cuerda, miembro de la Junta de Gobierno de la Alianza másnutridos ha participado en la Semana Farmacéutica de la Alimentación, organizada por el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos con la ponencia: “Abordaje nutricional de los pacientes con COVID-19 tras la hospitalización”.

Durante su ponencia la Dra. Cuerda habló de las recomendaciones en el manejo del paciente con infección de SARS-CoV-2, teniendo en cuenta que estos pacientes requerían cuidados especiales en función de su gravedad y de si estaban ingresados en una planta de hospitalización o necesitaban ingreso en cuidados intensivos.

Indicó que los pacientes Covid presentan una alta prevalencia de desnutrición, sarcopenia y disfagia; estos problemas van a producir un deterioro funcional, que va a afectar a la realización de las actividades de la vida diaria y a la dependencia, así como a la calidad de vida. El tratamiento nutricional y el ejercicio físico va a favorecer la rehabilitación de estos pacientes.

Otro de los puntos que destacó fue la importancia de la continuidad asistencial entre la atención especializada y atención primaria, haciendo hincapié en que, en el informe de alta, deben quedar reflejados los diagnósticos de desnutrición, sarcopenia y disfagia para garantizar la continuidad de los cuidados.

También destacó el papel actual y durante la pandemia de la telemedicina y de herramientas para ayudar en la atención remota como la R-mapp: Remotate consultation on malnutrition in the primary practice. Esta herramienta incluye la utilización de cribados sencillos como el índice de MUST y el SARC-F que es un test de cribado de sarcopenia y se puede incluir el test de cribado de disfagia EAT10.  Está ligada a unos mecanismos de decisión y dependiendo del resultado del test MUST y el test SARC-F se puede hacer una estrategia de intervención recomendando al paciente una determinada cantidad de energía, proteínas y un aporte de micronutrientes adecuado y basado en las recomendaciones diarias recomendadas y aconsejando que el paciente continúe con la rehabilitación y realice ejercicio físico de forma progresiva para recuperar su situación previa.

Muchas sociedades científicas han publicado recomendaciones al alta para mejorar el estado de estos pacientes, basándose el tratamiento en:

  • Mantener el ejercicio físico, con rehabilitación y hacer ejercicios de resistencia para recuperar la masa muscular que se había perdido durante la hospitalización.
  • Tratamiento nutricional con suficiente aporte energético, suficiente aporte proteico, la utilización de algunos aminoácidos con cierto efecto anabolizante extra, como pueden ser el β-hidroxi-β metilbutirato o la leucina (no hay estudios que se hayan realizado en pacientes con COVID, pero si hay datos de otros estudios como el estudio Nourish, el estudio Provide y el estudio iris, en los que estos metabolitos pueden suponer una ventaja adicional).
  • Vitamina D en las dosis que recomienda las RDAs.
  • Aporte de calcio.

Puedes ver la ponencia completa en el siguiente enlace: https://www.youtube.com/watch?v=vqZH-uOVaCk